23 sept. 2012

Pisada




     Siempre pegados al suelo, o volviendo a el, buscando un apoyo constante que nos permita avanzar, Algo habitual y rutinario a lo que no damos la importancia que tiene, pero que echamos de menos cuando lo perdemos, cuando no podemos realizarlo de la forma habitual y nos cambia la forma de vida en general, comenzando a cambiar de rutinas simples y variando muestra forma de desplazarnos, incluso de pensar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario